Spanish (MX)Spanish (MX)

Páginas populares:

Visit California logo

Cómo entrar en O.C.

Cómo entrar en O.C.

Las famosas playas y las olas para surfear son solo el comienzo de los encantos del condado de Orange

Removed from Likes
Posted 5 months agoby Katrina Hunt

Los humanos no son los únicos que encuentran irresistible la línea costera del condado de Orange. Según un lugareño de Dana Point, no es casualidad que a las ballenas y los delfines también les encante.

“Tenemos 10 especies diferentes de delfines y ballenas que están aquí durante todo el año”, afirma Giselle Anderson, copropietaria de Captain Dave's Dana Point Dolphin & Whale Watching Safari. En parte, esto se debe, dice, a que es un profundo cañón costero justo al lado del puerto, que ofrece un verdadero buffet de plankton y peces. “Así que tenemos algunas de las poblaciones de delfines más destacadas”.

En el último episodio de la Transmisión multimedia California Now, Anderson y otros dos habitantes del condado de Orange hablan sobre los encantos de “el O.C.”, muchos ocultos a simple vista como ese cañón oceánico.

La pequeña ciudad de Dana Point, por ejemplo, fue declarada Patrimonio de las ballenas y Capital mundial de avistamiento de delfines y ballenas, gracias tanto a la gran cantidad de personas que visitan la ciudad como a los esfuerzos locales para proteger a los mamíferos marinos. Anderson recomienda hacer un crucero de un día con uno de los dos operadores de la ciudad, incluido Captain Dave’s, para ver ballenas y delfines migratorios que parecen montar un espectáculo. “A las personas les encanta ver una estampida de delfines”, cuenta. “Ver miles de delfines, o más, es común. Los vemos aquí una o dos veces por semana”.

También recomienda algunos lugares en tierra para disfrutar de vistas fantásticas, como Laguna Cliffs Marriott o Dana Point Headlands. “Puede subir a la cima de los acantilados y observar ballenas desde allí. Es asombroso”.

Otra joya del condado de Orange se encuentra justo al este de la Carretera 1: The Ranch at Laguna Beach, un complejo de 97 habitaciones con piscina, spa y campo de golf de nueve hoyos. “Estamos dentro de este cañón realmente increíble con 35 hectáreas de naturaleza”, dice Kurt Bjorkman, gerente general del complejo. Sin embargo, no está demasiado aislado: el surf y la diversión en la arena de Aliso Beach están a una corta distancia a pie o en carrito de golf.

Una parte de la belleza natural del complejo Laguna Beach proviene de su compromiso con la sostenibilidad. Bjorkman le cuenta a Johnson sobre la granja biodinámica del complejo, así como sobre un proceso de reciclaje único que mejora el campo de golf. “Tomamos cada botella que usamos en la propiedad”, explica, “y las aplastamos y las separamos a través de este sistema genial que las convierte en arena para búnker”.

Bjorkman ofrece más consejos sobre cómo pasar el tiempo al aire libre en Laguna Beach, incluido el ciclismo de montaña en Aliso and Woods Canyons Wilderness Park y el remo en kayak en una de las exclusivas ensenadas de playa. “Toda Laguna es un santuario marino”, amplía, “así que está repleto de bosques de algas marinas y vida marina. Salir en kayak es súper fácil. Si se pone una máscara, se inclina y mira el agua, es totalmente otro mundo”.

La escena culinaria del condado de Orange ofrece sus propias experiencias fascinantes. Gretchen Kurz, crítica gastronómica desde hace mucho tiempo en la revista Orange Coast, le cuenta a Johnson que la comida del área se ha vuelto “más profunda y amplia” en los últimos años. Comenta sobre sus restaurantes favoritos en ciudades, como Anaheim, Huntington Beach y Orange, e incluso en centros de compras, como Irvine Spectrum Center.

Algunos de sus lugares favoritos incluyen el colorido Santo Remedio en Orange, que exalta cualquier martes de tacos con los “tacos más grandiosos, más grandes y ambiciosos”. Otra sorpresa, revela, es BluSky Restaurant & Bar, un restaurante vasco en el último piso del Radisson Blu Anaheim. “La mayoría de las personas no saben que, al principio, en el condado de Orange, había muchos vascos”, informa. En el menú, se ofrecen clásicos, como el cerdo ibérico, el bacalao y los embutidos. Además, las vistas del piso 12 son difíciles de superar. “De hecho, puede ver el Matterhorn a la distancia, porque no está tan lejos de Disneyland”, comparte Kurz. “Y tiene una hermosa vista de la puesta del sol”.

Removed from Likes

Subscribe to our Newsletter

Sign up and get weekly travel inspiration and ideas

Subscribe to our Newsletter