Spanish (MX)Spanish (MX)

Páginas populares:

Visit California logo

Cinco cosas maravillosas para hacer en Berkeley y Oakland

Cinco cosas maravillosas para hacer en Berkeley y Oakland

Las vibrantes ciudades del Este de la Bahía atraen a una multitud joven y de espíritu libre gracias al arte y a la cultura de vanguardia, un reborde serrano adornado con parques arbolados y una revolucionaria escena gastronómica y coctelera

Removed from Likes

El otro puente de San Francisco, el Puente de la Bahía, no el Golden Gate, se extiende alrededor de 7 kilómetros entre Oakland y Berkeley, ciudades que se jactan de tener una universidad de primer nivel, lugares de música en vivo, librerías legendarias, restaurantes innovadores como Chez Panisse de Alice Water y mucho derecho a presumir. En 2019, National Geographic Traveler calificó a Oakland como uno de los 28 destinos imperdibles en todo el mundo. Todo eso, además de que el clima de la Este de la Bahía es más soleado y cálido que el de San Francisco, así que empaque sus pantalones cortos y camisetas.

 

 

 

Jack London Square

 

 

 

Explore las boutiques frente al mar, saboree la cocina del mundo, recorra un barco histórico y sumérjase por completo en el esplendor de la bahía en Jack London Square, al sur del centro de Oakland. Este vecindario náutico, que ahora es un elegante bastión de condominios, bares de cócteles y lugares de entretenimiento, fue donde el aventurero y escritor Jack London se divirtió en su juventud. Eche un vistazo a la réplica de la cabaña de London en Yukón y al Heinold's First and Last Chance Saloon que se encuentra al lado, un antro de 1883 del cual London era asiduo. (El terremoto de 1906 hizo que Heinold's tuviera una inclinación permanente: el piso del bar tiene una bizarra pendiente de 20 grados). Cene comida árabe moderna en Dyafa, juegue unas cuantas rondas de bolos en Plank o visite su soleada cervecería al aire libre y haga una excursión por el USS Potomac, el yate presidencial de Franklin D. Roosevelt (la “Casa Blanca flotante”). Jack London Square es un lugar animado de día o de noche, pero está especialmente atestado de personas durante el mercado de agricultores semanal de los domingos.

 

 

 

Parque Tilden 

 

 

 

Las colinas sobre Berkeley y Oakland están adornadas con una cadena de 32 kilómetros de parques regionales en el Este de la Bahía y la frutilla del postre es Tilden, de 809 hectáreas. La gran variedad de actividades del parque complace a todo tipo de urbanita amante de la naturaleza: las familias con niños pequeños se divierten alimentando a los cerdos, las gallinas y las cabras en la pequeña granja interactiva y viajando en el tren de vapor en miniatura de Tilden y en el carrusel antiguo tallado a mano. Los amantes de las plantas se dirigen directamente al hermoso jardín botánico que cuenta con cuatro hectáreas de plantas nativas de California, incluidas especies raras y en peligro de extinción. Para los nadadores y amantes del sol, el lago Anza, alimentado por un manantial, tiene una playa de arena y agua tibia. Para los que quieren quemar calorías, la cumbre del Pico Wildcat permitirá que ejerciten con calidad. Y para cualquiera que disfrute de una hermosa vista, el sendero pavimentado Nimitz Way Trail recorre hasta Inspiration Point. Es un camino fácil hasta un espectacular mirador en la cima de una cresta, un buen lugar para mirar la puesta de sol sobre la Bahía de San Francisco.

 

 

 

Oakland Museum of California

 

 

 

Este fascinante museo abre una ventana a la cultura californiana, sus tres pisos documentan el arte, la historia y el medioambiente del estado. En la Gallery of California Natural Sciences, recorra modelos de los ecosistemas extraordinariamente diversos de California para aprender sobre las palmeras del Valle de Coachella, los picos y cúpulas de granito de Yosemite y las aguas costeras ricas en nutrientes de Point Reyes. En la Gallery of California History, vea exhibiciones dedicadas al pasado de California, incluidas las películas de Hollywood, las Panteras Negras y la fiebre del oro. En la Gallery of California Art, admire las fotografías de Dorothea Lange, Eadweard Muybridge e Imogen Cunningham; bocetos realizados por los pioneros de la fiebre del oro; y las vívidas colecciones de acrílicos de Barry McGee. No se pierda el jardín de esculturas en la azotea con vistas al lago Merritt de Oakland y la ciudad. Los viernes por la noche, el museo se llena de carritos de comidas, espectáculos de danzas, DJ y galerías nocturnas (abiertas de 5 p. m. a 10 p. m.).

 

 

 

Claremont Club & Spa, un hotel de la cadena Fairmont

 

 

 

Este elegante hotel de 1915 es el reluciente castillo blanco de cuento de hadas del Este de la Bahía, un lugar de ensueño para celebrar su boda o fiesta de aniversario, pasar un fin de semana romántico o disfrutar de lujosos tratamientos de spa solo o con amigos. Rodeado por las boscosas colinas de Berkeley, el Claremont se alza a una altura suficiente como para disfrutar de las espléndidas vistas de la Bahía de San Francisco (para tener la mejor vista, elija una habitación del piso superior). Tres piscinas climatizadas, diez canchas de tenis, cuatro restaurantes en el lugar, un gimnasio de 1858 metros cuadrados y el lujoso Fairmont Spa at the Claremont se distribuyen en 9 hectáreas embellecidas con jardines. Dé un paseo por Claremont Canyon Regional Preserve, justo detrás del hotel, luego siéntese a disfrutar de un cóctel casero y una cocina de origen regional en el patio con vista a la bahía en Limewood Bar & Restaurant.

 

 

 

Comal

 

 

 

Berkeley es considerado el lugar de nacimiento de la cocina de producto (gracias, Alice Waters) y esa influencia se manifiesta en casi todos los restaurantes de la ciudad. Un ejemplo perfecto es Comal, un espacioso restaurante con capacidad para 170 comensales, situado en el centro de la ciudad. Los favoritos exclusivos al sur de la frontera (tamales, ceviche, tacos de pescado y cócteles llenos de mezcal) se preparan con ingredientes frescos, de temporada, locales y sostenibles. Un soberbio comedor al estilo almacén con paredes de concreto y mesas de madera reciclada le da un toque elegante y cosmopolita a la moderna cocina mexicana de Comal, pero las mesas más populares están al aire libre en el íntimo patio trasero, donde las llamas danzan en las fogatas y los camareros se pasean con carritos de margaritas.

 

 

 

Removed from Likes

Fotografías de viajeros

Etiquete a #VISITCALIFORNIA en Instagram para que su viaje aparezca en nuestra página.